Travesía sí, pero no de torcas.

26 de abril de 2011  martes  -día 8 de 9-

Travesía Mortero del Crucero – Calaca

¡JA! Ni en sueños

Vía Ferrata, Cueva Covalanas (Ramales de la Victoria) 

…Ahora que escribo la crónica, ¡qué día por dios!. Debió de ser así por algún motivo no escrito, pero por lo menos Ferrata si hicimos, y por partida doble, qué carajo…

       El cansancio hace mella, otro día chispeando, niebla y algo de frescor. Sin mucho rodeo recogemos todo y volvemos a lo alto de la pista donde se supone está la torca para la travesía. Una vez inspeccionado el terreno en la tarde de ayer, vamos directamente y llegamos al sitio. Saco GPS y las coordenadas parecen que no son correctas, pero… Nos dedicamos a reconocer el terreno más ampliamente y   mucho …, la niebla baja tanto que no vemos por momentos más allá de diez metros.

       La cuestión que después de deliberar optamos por bajar a la que está enumerada con el 57, o por lo menos asociamos ese número con la torca, no sé ni porqué. Pocas ganas sí, pero al hoyo. Vicente baja una barbaridad de metros…. ¡joé… 5m como mucho! Lo que faltaba. Pero por lo menos es recompensado con un nido y tres huevos bien hermosos. Recogemos material y petates.

      Decidimos seguir otras coordenadas, pero nos manda a 1km más lejos, y el terreno tira hacia arriba de narices. Escondemos todo y a pelo remontamos, nos lleva a lo alto del Pico Tejes, 1100m. ¡Tuss…. Coj….! Ahora lo veo todo claro. A nuestros pies, ahí abajo está el otro valle, ¡¡¡donde se encuentran nuestras Torcas!!!. El Forestal no debió escuchar a Vicente como debiera, sólo “Mortero” y claro, al principio de la pista, donde el coche, se encuentra la Torca del Mortero de Astrana.

        Cansados tomamos retorno al vehiculo y aproximarnos a ellas, seguimos pista, varios desvío nos desvían, pero al final encontramos el correcto, sólo un problema más en el día de hoy. Una doble curva cerrada y en ascenso con pista de piedras chicas, hace que patinemos, con temor a salirnos del camino. Dos intentos y no podemos continuar, no nos arriesgamos a tener un accidente con el vehículo puesto que mañana volvemos a casa y si todo ha salido torcido….¡por algo será!.

       Volvemos a Ramales dela Victoria, donde está Cuevas Covalanas y Cuevas del Mirón, ¡Ah! Y una Ferrata reciente, nos dicen otros espeleólogos de Valencia, que por lo visto su viaje es igual que el nuestro pero actividades invertidas.

      Calor bochornoso, a secar trapitos y preparar otra vez pasta. Vamos a realizar la Ferrata como punto final. Le paso disipador y le explico un poco la cosa, nada por que es muy sencillo. Le dejo sea el primero. Ferrata al lado mismo del camino Real a Ramales de la Victoria. Sencilla y muy trabajada por la cantidad de presas artificiales. Pasamos por una cueva pequeña , La cueva de las Hazas, luego siguiendo más vertical y pegado a una fractura, quizá demasiada pegada, hasta la división de la pared. Derecha, para los que no quieran pasar por el pueste tibetano y recto para arriba final de la misma. Izquierda, por la que tomamos, más vertical y acceso al puente, por el cual atravesamos, volviendo a la línea de la derecha. Llegamos al final de la ferrata adentrándonos al bosque, dos flechas, seguimos la de la derecha, según parece lleva a la altura de las Cuevas Covalanas y Cueva del Mirón, que se baja por sendero hasta ellas. Seguimos sendero marcadísimo, excesivos puntos rojos. Llegamos a la flecha que indica para volver al vehículo por las cuevas, pero nos asomamos al vacío y no vemos nada de continuidad, de todo marcado y pisoteado a nada de nada. Optamos por subir a la cúspide en vez de seguir el sendero que rodeá el peñasco, eso seguro. Camino antiguo, con restos empedrados y llegamosa lo alto, ta tarde avanza inconmensurable. Preocupación por dónde volver. Mejor opción, regresar. Acaloradísimos (lo contrario de por la mañana) y con sed, decidimos bajar por la ferrata. Mejor lo conocido y en 40´ al coche que seguir fitas a saber dónde. No conocemos el terreno y las distancias aquí son largas.

     Sedientos bajamos por la ferrata, ahora sí se agradece tal cantidad de agarres. Nada más llegar al vehículo a beber…. Son más de las 21h y optamos por bajar a Santander, así mañana, empaquetamos y a la empresa de transportes a dejarlo y luego con tranquilidad paseo por la ciudad.

      …Ahora que escribo la crónica, ¡qué día por dios!. Debió de ser así por algún motivo no escrito, pero por lo menos Ferrata si hicimos, y por partida doble, qué carajo…

PARA VER LAS FOTOS EN DIAPOS PINCHA AQUÍ

Esta entrada fue publicada en ESPELEOLOGÍA, General, VIAJE; ESPEL. CANTABRIA; Travesía Tonio-Cañuela, Cueto-Coventosa, Torca del Hombre-cueva Munio, Cuevas Sopladoras-Cueva del Agua, etc y etiquetada , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s