Avenc de na Blanca

Avenc de na Blanca19 mayo 2013    3 de 3

AVENC DE NA BLANCA

            Esta noche he sentido el cariño de Vicente, le ha gustado tanto el invento de la cama, que me ha demostrado su amor, y claro, a las 7h se levantó a pasear por la playa de Pollença. A las 8h en punto suena la alarma, me desperezo y le veo acercarse, más contento que unas castañuelas. Entre risas y amores recogemos todo y nos vemos con Antonio Tarazaga a las 9h. Le comentamos lo de estos días mientras tomamos café. La aventura de hoy, es explorar el avenc de na Blanca, en Formentor. Claro que la aventura de hoy es hallar el avenc. Llevo información; ubicación, coordenadas,  peroo.. je je… 

            Llegamos al lugar, aparcamos y “pa´l monte”, nos pasamos casi 3h para encontrarlo. He de agradecer que gracias a ello, y de excusa, pude subir a lo alto de Na blanca por las brechas y disfrutar de la vista, que no del viento. Encajonada en una fractura encontramos la boca principal de acceso (pou d´en José Justo), ya que tiene tres, a pocos metros encima nuestra está la primera, comunicando con ésta. Vicente tiene mono de instalar, le seguirá Tarazaga y yo detrás, de “señorit-to”. Es una fractura en la cual hay que extremar precauciones, toda la instalación es de forma natural, hay algún spit, pero en mal estado. Bajados casi 50m y continuamos por un agujero, dirección N, que como dijo Tarazaga, -Es una vagina, tiene la forma y está húmeda. Eso sí es cierto, por que todo la fractura es de tierra seca y piedras. Superada la vagina, ejem, ejem,… recorremos una galería estrecha, pero sorprende sus paredes, por ser la parte más activa (en su momento), esta llena de banderolas por sus paredes, estalactitas, estalagmitas hermosas y muchas “coliflores” en todas sus paredes y a lo largo del recorrido. Al final de la misma, damos a una sala más amplia. En todo el recorrido se siente pasar una corriente de aire, ahora sabemos el por qué, a unos 20m encima nuestro vemos la 3ª boca (pou d´en Jaume). En el extremo un agujero estrecho nos conduce a una sala más amplia, Sala de sa Pols, peligrosísima, de aquí descendemos por el pou de la Llosa, entre bloques de piedra encastrada de manera peligrosa y mucho polvo. Me quedo sorprendido que ha esta profundidad, en una repisa, veo un esqueleto completo de una gineta, de apenas  20cm, en perfecto estado. Llegamos al fondo de la cuestión y empezamos el remonte.

            Nos queda pendiente volver y bajar por la otra parte, la zona S, temo por ello.

Esta entrada fue publicada en ESPELEOLOGÍA, General y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s