Camí de s´Archiduc

IMGP0021

31 octubre 2009  (sábado)

CAMÍ DE   S´ ARCHIDUC

Buen inicio para calentar el cuerpo, aquí a eso de las 8h, en s´estret de Valldemossa hace una rasca… Iniciamos ascenso por la carretera y luego desvío por Ca´n Verger, así, después de unas curvas algo pronunciadas nos encontramos en el corazón del pueblo de Valldemossa. No hay apenas gente, es tempranito y hace frescor, por eso se supone su desierto humano.

La ruta de hoy es la típica de ésta zona, el Camí de s´Archiduc. Pedregosa pero con una bella vista. Sin demora le estamos dando dirección refugio des Cairats, nada más tocar pista ya tenemos el primer pinchazo del día, Diego. El pelotón se detiene, hay que curar esa cámara y si no es posible, cambiarla por otra. Hace tiempo no toco la bicicleta y con Juan y Sandro  decidimos continuar. La pista se vuelve cada vez más pronunciada, lo que requiere mayor esfuerzo. Los más débiles en cabeza, a fin de llegar al refugio y esperar al pelotón, que no es lo mismo a que nos esperen.

Apenas llegamos y a los pocos minutos los primeros valientes aparecen prácticamente sin bajarse del vehículo, el resto poco a poco. Que mejor excusa para picar algo. No estamos mucho, el frescor del bosque obliga a cubrirse el cuerpo. Ahora el camino se vuelve sendero tortuoso teniendo obligado el cargar con la bicicleta. Una vez el terreno es practicable, volvemos sobre nuestros sillines y a pedalear de nuevo.

Por aquí arriba el cielo está despejado, pero a nuestros pies, o casi, unos metros por debajo, estamos rodeados de un manto blanco, casi de algodón, lo que no nos permite divisar la costa Mallorquina, ni uno de los más bonitos pueblos de la isla; Sóller.

Hay que ponerse las pilas, el camí de s´Archiduc, en esta vera, es pedregoso total, lo que conlleva a un esfuerzo más elevado, las ruedas giran en falso, las piedras las  hacen ladear y todo hasta el Puig Gros (938m) es hacia arriba, igual que nuestras ganas de disfrutar.

Como casi siempre que voy con los Maifren, voy el último, excusa perfecta para hacer de “granera”. A partir de aquí seré compañero de José Carlos,  ambos tenemos problemas de frenos y algo más. Además estos señores en las bajadas salen disparados y son tan profesionales en estos menesteres que desaparecen. Yo ya no traigo las protecciones, por lo que voy más despacio, pero sobre todo porque tengo la tija con bridas de plástico y cinta aislante, que no me permiten bajar el sillín.

Así que, nos volvemos a encontrar en el Pla des Artigues, otro picoteo y foto de familia. Y listos otra vez a comernos piedras movedizas, curvas cerradas y acantilados de la mano, hasta el Mirador de Ca, n Costa. Donde un pequeño nutrido grupo de excursionistas flipando quedan al ver tal vorage de ciclistas locos por este lar.

De aquí al bar de Valldemossa nos queda poco y nada. Disfrutamos del descenso movido, otro pinchazo, hasta el Pla des Pouet y disfrute mayor la pista del Gr221, con sus curvas cerradas y bañadas en piedras y rocas. Después de refrescarnos a los vehículos, nos hacemos llegar por la parte del Comellar de Son Salvat, habilitado para los excursionista y paso de los beteteros como nosotros, es fantástico no tener que tocar la carretera general para llegar a s´estret de Valldemossa. ¡ Olé ¡

PARA VER TODAS LAS FOTOS PINCHA  AQUÍ 

Esta entrada fue publicada en BTT, General y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s